martes, 12 de junio de 2012

DESCUBRE TU PERSONALIDAD A TRAVÉS DE TU BLOG



He llegado a la conclusión de que existe una estrecha relación entre el diseño, estructura y contenido del blog y la personalidad de su autor. 

No es una tesis que vaya a publicar en la prensa científica ya que aún no la tengo debidamente contrastada, pero todo se andará. Cosas más raras se han visto. Por ejemplo el rescate-bajo-en-calorías a la banca española.

Tipos de personalidad según el blog:

  • Egocéntricos y engreídos: Muestran sus seguidores en la parte superior del blog, bajo el título. Eso si tienen más de 20, claro. En caso contrario, los ponen en algún rincón del blog a la espera de subirlo arriba.
  • Tímidos. No ponen el perfil. Nunca hacen referencias a ellos mismos. Imposible saber a qué se dedican, si son hombre o mujer. No tienen contador de visitas ya que no les gusta llamar la atención. Tienen blog pero no quieren que se sepa. Utilizan pseudónimo como blogueros y también en las redes sociales. Si se sienten descubiertos cierran la cuenta y cambian de perfil.
  • Inseguros. Publican en una entrada una cosa y lo contrario al mes siguiente. No muestran cohesión de pensamiento ni de ideas. Si un lector les hace un comentario crítico, se disculpan y cambian de idea. A veces, en la misma entrada tratan de quedar bien con unos y con otros.
  • Neuróticos. Tienen los gadgets dispuestos simétricamente, ordenados por colores y formas. El texto de las entradas está justificado y las imágenes centradas. Todas las entradas son de similar tamaño. Rehacen varias veces la entrada antes de publicarla y a veces la corrigen en los días siguientes, hasta sentirse satisfechos, cosa que casi nunca consiguen. 
  • Engreídos. Tienen el perfil, el gadget de visitas y el de seguidores en la parte superior de la columna lateral. Comentan para ser comentados. Siguen para ser seguidos. Sin orden ni concierto. En las redes sociales siguen a todos los que prometen folloback.
  • Simpáticos. Tienen gadget de peces, música y el chiste del día. Tienen muchos seguidores y no suelen recibir comentarios negativos. Comentar con humor la actualidad, por dura que sea. Hasta le encuentran la gracia a la crisis y al rescate.
  • Cultos. Escriben sobre política, libros o historia. Tienen gadget RSS de El País o El ABC. Del El Mundo no, porque ese es otro trastorno. Sus blogs son un peñazo, generalmente. Pero ellos tan felices. A lo suyo.
  • Paranoicos. No escriben de alguien sino contra alguien, normalmente siempre contra el mismo. Tienen gadget de Feedjit para saber quien entra y quien sale, porqué, a qué hora, de dónde vino y a dónde fue. 
  • Personalidad múltiple. Hay internautas con múltiples personalidades y cada una de ellas representa una faceta de sus vidas. Tienen un perfil profesional, otro personal y otro incorrecto, con el que se permiten manifestar lo que realmente piensan y que nunca se atreverían a decir con los otros perfiles. Es una práctica de alto riesgo y publicar un tweet con el perfil equivocado podría suponer una catástrofe en sus vidas.
Si alguien conoce otro tipo de patología o trastorno bloguero, puede dejar comentario. Si alguien se reconoce en alguno de los trastornos anteriores, puede pedir cita.


Lagartija Soy
Lagartija Soy

Políticamente incorrecta. Río por no llorar. Búscame en algún lugar al sol.