martes, 26 de noviembre de 2013

Villancico laico

Sentadas en una cafetería hemos echado un par de horas arreglando el mundo, sobretodo la educación, que es a lo que nos dedicamos.

- Este año, nada de Navidad -dice mi amiga, maestra de Primaria- Hemos decidido en el claustro no hacer la tradicional función navideña, para no molestar a los papás que son de otra religión.
En el cole de mi amiga hay bastante alumnado de religión musulmana.

- Pero a los alumnos y sus familias les gusta terminar el trimestre con la función navideña. Están acostumbrados a ella.
- Sí, mujer, pero será una celebración laica. "Villancicos laicos" -responde-. Para no ofenderles -vuelve a insistir.

Le pido que me tararee un "villancico laico"

(Cántese con la melodía del "fun, fun, fun...")
"Este año no hay navidad... ay, ay, ay!
Este año..."
Y las siguientes estrofas son un compendio de críticas a Rajoy, la iglesia, la crisis, el PP, la derecha...
Y el funfunfun final es... bar, ce, nas...
Y se aplaude a sí misma, divertida.

Me atrevo a preguntarle: Para no molestar a los árabes, no? Y molestar a católicos o a votantes del PP, no os importa?
Se me quedó mirando... y lo peor es que no supe interpretar esa mirada.

Nota: utilizar el calificativo "laico" para definir un villancico, la navidad,  comunión o bautizo (como tan de moda está ahota), es una aberración lingüística. Pretender cambiar el significado de usos y liturgias de una religión en beneficio propio, es algo que algunos sólo se atreven a hacer con la religión católica y resulta tan frívolo como inmoral. Pero claro, en una sociedad cada vez más carente de valores y de referentes éticos, nada extraña ya.

Lagartija Soy
Lagartija Soy

Políticamente incorrecta. Río por no llorar. Búscame en algún lugar al sol.