domingo, 30 de abril de 2017

Lluís Llach amenaza a los funcionarios que no acaten la declaración de independencia




A la vejez, viruela. Está demostrado que a algunos, cumplir años no les sienta nada bien. Normalmente todos somos locuelos en nuestra juventud, pero con los años, el saber y la experiencia, las personalidades se atemperan y donde hubo la locura transitoria de la edad temprana, aparece la sensatez de la edad adulta. Lo malo es cuando la crisis del desarrollo se enquista y uno sigue cumpliendo años pero la cabeza se le queda anclada en la inmadurez y la falta de conocimiento. Y eso es muy peligroso, porque lo que no mejora, empeora, está claro.

Eso es lo que le ha ocurrido al otrora artista Lluis Llach. Entre tanta gallineta diciendo "prou" se ha quedado estancado en una época que ya pasó. Y mire, señor Llach, de tanto tirar de la cuerda (si estirem tots, ella caurà), podemos caer todos, la cuerda, usted y yo. Así que no nos venga tocando los... que bastante templanza y mesura estamos teniendo los de acá, con ustedes, los de allá.
¡Pues no asevera el susodicho, que los funcionarios que no secunden su golpe de estado, serán sancionados! ¿Cómo? ¿Les van a fusilar al amanecer? ¡Amos, no me joda!

El "artista", ahora diputado de Junts Pel Sí, avisa de que en septiembre proclamarán "su" independencia, y que cuidadín con quien se rebele. Amenazas, amenazas, amenazas... ¿qué coños espera el Estado español, al que ellos pertenecen (mal que a ellos y a mí me pese) para actuar contra estos golpistas?

LEY DE TRANSITORIEDAD JURÍDICA

JxSí pretende aprobar este verano la denominada Ley de Transitoriedad Jurídica, y al respecto, afirma el "artista" "El día que haya la ley de transitoriedad jurídica, el que no crea será sancionado. ¿Queda claro?" ¿Se puede tolerar este tonito en un político? Esto es peor que la corrupción, de la que tanto se habla en estos días. Mucho peor.

"En el momento en que tengamos la ley de transitoriedad jurídica, esto obligará a todos los funcionarios que trabajan y viven en Cataluña. El que no cumpla será sancionado. Se lo tendrán que pensar muy bien. No digo que sea fácil, al revés, muchos de ellos sufrirán", afirmaba el diputado en una charla organizada el pasado mes de marzo en Sant Sadurní d'Anoia.

DECLARACIÓN DE INDEPENDENCIA EN SEPTIEMBRE


Llach, que augura una declaración de independencia para el próximo mes de septiembre, afirma respecto a aquellos "ayuntamientos, funcionarios o mossos" que sean reacios a las leyes de un eventual nuevo Estado catalán: "La gente tendrá que pensar muy seriamente qué actitud tiene ante una legislación catalana y que si llegamos a la independencia le pedirá responsabilidades".

 Yo leo esto y se me suben los colores de rabia, de vergüenza y de frustración. Cataluña (Naziluña), el lugar en el que me crié y crecí, se encuentra secuestrada por una mafia que amenaza con hacer sufrir a la población. Como Hitler, como Lenin, Chaves, Maduro... como tantos dictadores sociópatas. Temo por mis conciudadanos, lo reconozco. 


LA POSTURA DE LOS MOSSOS D'ESQUADRA

Los sindicatos de los Mossos d'Esquadra han exigido este martes quedar fuera del debate político y han replicado al diputado de JxSí Lluís Llach, que los Mossos se limitan a cumplir y hacer cumplir la ley vigente. Pues esto no me tranquiliza, la verdad. Cumplirán la ley, ¿pero cuál? Por supuesto, LEY sólo hay una, la nacional, la que marca nuestra Constitución y nuestro ordenamiento jurídico. Sólo espero que las fuerzas del orden catalanas (ESPAÑOLAS), lo tengan claro. Pero desconfío del impacto que sobre el cuerpo puedan tener los Mossos traidores, que haberlos, seguro que haylos.

Se nos están riendo en la cara, nos están chuleando al peor estilo mafioso... no sé ni cómo aguantamos tanta ignominia. ¿Realmente somos latinos, gente de corazón caliente? No, ¡anfibios! eso es lo que somos. Seres con la sangre más fría que el témpano. Sobre todo, nuestro gobierno, que además de puta, pone la cama.
Lagartija Soy
Lagartija Soy

Políticamente incorrecta. Río por no llorar. Búscame en algún lugar al sol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario